Saltear al contenido principal
www.unap.cl sociologia.sinfronteras@unap.cl

La sociología vive permanente tensada por responder a los problemas que la sociedad le plantea. Desde su nacimiento, sus fundadores, diseñaron diversos modelos para entender la sociedad que empezaba a gestarse luego de que “todo lo sólido se desvaneciera en el aire”.

A comienzos del siglo XXI, los cambios profundos que viven nuestras sociedades, interpelan a los sociólogos y sociólogas a plantear respuestas a las preguntas de los ciudadanos. Lo anterior obliga a revisar nuestros diseños teóricos y metodológicos. La realidad y su complejidad cada vez mayor, nos deben desafiar a responder con rigurosidad y creatividad.

Chile, en especial y América latina, en general, no ha estado exento de los impactos de los procesos de globalización, de migraciones y sobre todo de vivir en el imaginario nacional, los efectos de la aplicación del modelo neo-liberal, que se traduce, entre otros elementos, por la despolitización de la sociedad, el individualismo como ética de comportamiento, racismo y homofobia entre otras características. Aun cuando se ha legislado sobre estos temas, como sociedad seguimos en deuda con el Otro, en tanto portador de la diferencia.

La globalización ha puesto en duda la eficacia que el Estado Nacional gozó antes de que el capitalismo se mundializara. En el caso de América Latina, este proceso de erosión de la idea decimonónica de nación, se ha visto complejizada por los procesos de migración. Siendo la migración, en el siglo XIX y XX, en Chile, un elemento co-fundante de la nación, hoy parece no serlo. Los ciudadanos ven en estos flujos de población una pérdida de su seguridad, no sólo en lo laboral y en los servicios que el Estado presta, sino que también en la idea hegemónica de nación transmitida por las élites blancas desde el centro del país.

Las migraciones sobre todo de índole afro-descendientes, implican desafíos a la hora de elaborar políticas públicas. La multiculturalidad y la interculturalidad aparecen como urgencias que, sin embargo, la sociedad, no reacciona con agilidad.

Reflexionar sobre los cruces entre globalización, migraciones e interculturalidad es el desafío que nos plantea el vivir en un territorio como el Norte Grande de Chile, con fronteras naturales y otras impuestas desde hace 10 mil años.

Reflexionar desde la sociedad civil y tensar al Estado Nación para que asuma los desafíos de la descentralización y de la desconcentración constituyen desafíos, pero hacerlo desde una sociedad civil fragmentada y atomizada, impone contradicciones y desafíos inéditos.

Hoy, Tarapacá reúne a miembros de la disciplina en este contexto situado, global, digital, geográfico; invitando y demandando por reflexiones y respuestas, por estrategias y modelos contemporáneos, propios, vinculantes. En una sociedad actual sin fronteras, ¿cómo se desempeña la sociología?

Volver arriba